Nahual

Nahual está más relacionado con la cultura Maya y es equivalente a los Tótmes de la cultura chamánica.

En diferentes lenguas indígenas, se encuentra presente el concepto con variados significados y contextos. Entre los grupos indígenas, se utiliza el término “nahualismo” para describir la práctica o capacidad de ciertas personas de transformarse en animales, elementos de la naturaleza o realizar prácticas de brujería.

En el idioma maya, este concepto se expresa a través de la palabra “chulel”, que se entiende como “espíritu”. Esta palabra tiene su origen en la raíz “chul”, que significa “divino”.

Según algunas tradiciones, se cree que cada persona nace con el espíritu de un animal que lo protege y guía. Estos espíritus se manifiestan generalmente como imágenes que ofrecen consejos en los sueños o a través de una afinidad especial hacia el animal que ha elegido a la persona como su protegida. Por ejemplo, una mujer cuyo nahual es un cenzontle podría tener una habilidad vocal privilegiada para el canto. Sin embargo, no todos tienen un contacto tan sutil con su nahual.

Se cree que los brujos y chamanes en el centro de Mesoamérica pueden establecer un vínculo muy estrecho con sus nahuales, lo que les otorga una serie de ventajas que saben aprovechar. Estos videntes pueden adquirir las habilidades sensoriales de sus nahuales, como la visión del gavilán, el olfato del lobo o el oído del ocelote, convirtiéndolos en herramientas para su trabajo. Incluso se dice que algunos individuos más preparados pueden adoptar la forma de sus nahuales y utilizar esta habilidad de diversas formas, no todas ellas bienintencionadas, según la tradición y la cultura popular.

Un nahual, conocido también como nagual o nawal, es un ser místico o sobrenatural con la habilidad de transformarse en un animal. El término se utiliza tanto para referirse a la persona que posee esta capacidad como al animal en el que se transforma, el cual actúa como su alter ego o guía espiritual. El origen de la palabra proviene del náhuatl y significa “oculto, escondido, disfraz”.

En los libros de Castaneda, Don Juan Matus habla sobre el nahualismo, que es una práctica o creencia de la cultura mesoamericana que se basa en la idea de que cada persona tiene un nahual, es decir, un animal protector o espiritual que guía y protege a la persona. En la tradición nahual, se cree que el nahual no solo es un compañero espiritual, sino que también puede transformarse en diferentes formas animales y tener poderes sobrenaturales. Don Juan Matus es presentado como un maestro del nahualismo en los libros de Castaneda.

Debido a la gran vinculación con la tierra y la naturaleza, podían ser nahuales cualquier otro elemento terrestre, y no solo un animal. De este modo, un nahual se une al espíritu de una persona dependiendo de sus cualidades y de su personalidad.

Escribe el comentario:
N᠎ O J H C
 
  • Última modificación: 2024/04/28 10:45